Tercera

Sabbatella e Insaurralde recorrieron el operativo de limpieza de arroyos de Lomas de Zamora


El presidente de ACUMAR, Martín Sabbatella, junto al intendente de Lomas de Zamora, Martín Insaurralde, recorrieron el operativo de limpieza de arroyos que prevé la intervención en más de 20 tramos del distrito.

Estas obras proponen mitigar las inundaciones de los barrios de la Cuenca Matanza Riachuelo, mayormente los ubicados en lugares en los que se comprueba la obstrucción del normal escurrimiento de las aguas en los sistemas de drenajes urbanos, en particular en sectores de arroyos críticos y densamente urbanizados.

Para mejorar esta situación se están realizando acondicionamientos de taludes y cuerpos de agua en los arroyos con alta incidencia en la regulación hídrica, con la ayuda de una máquina anfibia, especial para limpiezas de canales en zonas altamente pobladas de difícil acceso, además de tres Retroexcavadora y una Retro Pala.

Al finalizar la recorrida Sabbatella señaló que el trabajo que se está desarrollando “es sumamente importante y tiene que ver con la función de ACUMAR, que es justamente el saneamiento de la Cuenca. Tenemos una fuerte preocupación por las inundaciones, ya que muchos arroyos arrastran acumulación de sedimentos y desechos que con el tiempo limitan el escurrimiento”.

Además, remarcó la importancia de la articulación con los diferentes estamentos de la organización estatal: “Juntos estamos planificando para que este programa tenga un mantenimiento regular. Trabajamos junto al Municipio, que son quienes tienen el conocimiento y anclaje territorial”.

Por su parte el intendente Insaurralde expresó: “Es la primera vez en diez años que la limpieza tiene esta magnitud, con esta cantidad de máquinas. Les pedimos a las vecinas y vecinos que cuiden el ambiente, y la vera del arroyo, que fue una obra muy costosa, con fondos del gobierno nacional. Hoy estamos contentos de haber iniciado juntos esta limpieza”.

La semana pasada comenzó esta primera etapa de limpieza en los municipios de Almirante Brown, La Matanza, Merlo, y Lomas de Zamora, mientras que se proyecta que la segunda fase será en los próximos meses y abordará arroyos de Esteban Etcheverría, Marcos Paz, Ezeiza y Cañuelas.

Para llevar adelante las tareas, se estableció un protocolo sanitario especial en el marco de la pandemia de Covid-19. Para los residuos peligrosos de las obras se prevé un servicio de manejo in situ con personal especializado para su remoción, retiro y traslado para su posterior tratamiento y disposición final en sitios adecuados. En cuanto al material removido, será transportado a sitios de disposición final o transferencia, definidos por las administraciones locales.

Esta acción se articula entre la Subsecretaría de Recursos Hídricos, a través de la Dirección de Hidráulica de la Provincia de Buenos Aires, los gobiernos locales, el Ministerio de Obras Públicas y ACUMAR.