Primera

Simmermacher instaló el concepto de la “bolilla negra” para renovar la política


El precandidato a concejal por Pilar, en la lista 112 Unión por Todos, Jorge Simmermacher, instaló en su campaña electoral el concepto de la bolilla negra para renovar la política. “Desde la vuelta de la democracia, los dos partidos mayoritarios vienen gestionando el país para llegar al 2021, con más de 50% de pobres en el Conurbano bonaerense. Por eso digo que no dejes de votar, que NO VOTES por el mal menor; nuestra lista y yo somos la opción, para no votar a las estructuras tradicionales.

Simmermacher Contador Público Nacional, está casado, tiene 7 hijos y 14 nietos. Es el impulsor del biodiesel en la Argentina a fines de la década de 1900 y apuesta a poner en marcha en el Concejo Deliberante de Pilar varios proyectos para integrar a las localidades con transporte publico movido con energía limpia y armar un plan de desarrollo para el año 2031. Para ello, el dirigente político instaló el concepto de la Bolilla Negra para no convalidar a la dirigencia tradicional.

«Si, yo puedo liderar la oposición en los próximos comicios. Voy a tener como objetivo una integración social y progreso para toda la comunidad de Pilar. Todos y Juntos son lo tradicional, hasta te diría lo viejo. Hay que ir a una nueva representación, hay que vetar a los que hasta ahora no funcionó”, explicó.

“No salimos solamente a buscar un voto. Vamos detrás de algo más grande que nosotros mismos; una nueva realidad, una nueva situación, por un mejor vivir para nosotros, para nuestros hijos presentes y los por venir», manifestó Simmermacher para sintetizar el objetivo de convertirse en la bolilla negra contra la dirigencia tradicional.